El minimalismo: la versión equivocada

Actualizado: 2 de ene de 2020



He leído blogs y he visto vídeos en línea por varios meses sobre el tema del minimalismo. Como consecuencia, he percibido a muchas personas adoptar este estilo de vida minimalista y luego renunciar para volver a su vida anterior.  Estas decisiones me han hecho preguntarme sobre cuáles pueden ser las posibles razones del por qué la gente decide dar esa virazón y malograr esta oportunidad de vivir la vida más simple.


3 razones para tomar la versión equivocada del minimalismo:


1.  Se van a los extremos

El minimalismo es un camino a seguir que se disfruta mientas de anda. No es una meta como lo es llegar al final de un maratón. Es un proceso donde comienzas a conocerte poco a poco. Primero, analizas lo que podría estar demás en tu vida y si quitarlo te llevaría a consecuencias nefastas o agradables.


Dependiendo de la contestación, vas hacienda ajustes paulativos. Ejemplo: Te deshiciste del carro y ahora no sabes cómo llegar al trabajo o te mudaste a un tiny house cuando tu familia es grande o no comparte tu vision. El minimalismo no debe ser restrictivo.


2.  No encajan con el estilo de vida

Todos tenemos diferentes vidas, lo que significa distintos requisítos para nuestras posesiones, profesiones, familia, mascotas y todos los añadidos. El problema en esas situaciones no es el minimalismo en sí mismo, sino cómo se trata. Las personas no encajan con el minimalismo y tratan de apretarse en ese estilo a como de lugar.


Por ejemplo, conocí un matrimonio que construyen tiny houses y su meta es mudarse a uno hecho por ellos. Pero en el momento en que hablé con ellos me comentaron que en el momento no podían, pues tenían dos hijos adolescentes y preferían esperar a que ellos terminaran la escuela para hacer la movida. Sin embargo realizan pequeñas movidas mes a mes para cuando llegue ese momento.



3. Miran el minimalismo como algo dogmático

La Real Academia define un dogma como un conjunto de creencias de carácter indiscutible y obligado para los seguidores de cualquier religión. Aquí te comparto el vídeo Minimalismo: ¿Estilo de vida o dogma? para que veas cómo algunas personas mal interpretan este estilo de vida.


El que veas algo en Amazon o en una tienda y lo quieras comprar, el que salgas a comer a un restaurante costoso, el que no quieras tener todo blanco en tu casa o el que quieras comprarte unos jeans de $100 no quiere decir que estás fuera del camino del minimalismo.


Esto no es una religión o un club social de quién tiene menos o se sacrifica más. El minimalismo no debe ser un motivo de estrés si no haces lo que te dicen. La idea no es que seas miserable.


Por conclusión, las personas hacen del minimalismo un camino más complicado de lo que realmente es. El minimalismo es vivir simple: descarta lo que no es necesario en tu vida. Esa es la única regla. Los beneficios de eso son innumerables: más tiempo, dinero ahorrado, claridad mental y sobre todo salud.


El minimalismo no es una garantía de que te hará feliz. Sólo tú puedes hacerte feliz. Despojarte de las cosas no tiene sentido sin evaluar realmente lo que es importante para ti.


Recuerda, el minimalismo es un proceso de llevar una vida con intención.


¡Buena vibra para ti!

❤ Flori


8 vistas0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo

Guía Gratis:

Vida Livianita, una vida con menos peso.